Últimas reseñas

Dulce Navidad

3 de diciembre de 2013

Faltaba unas días para Navidad y había acompañado a mi madre a la papelería que tenía antes.
La verja estaba entreabierta y la puerta de cristal rota.  El cristal del escaparate se mantenía intacto pero había desaparecido todo lo que había en él.  Solamente quedaba un sombrero de bruja, por lo que recordé que mi madre cerró la tienda algún año en que se acercaba Hallowen.

La papelería no estaba menos destrozada por dentro. Todo el material estaba abierto, tirado y roto por el suelo  : jarrones, botes, figuras,libros, cristales...  Entré tras el mostrador y vi que en las estanterías donde se colocaban las cosas ya no había nada. Vi una caja de gomas blancas, que se estaban volviendo de azul oscuro. Ese azul se estaba esparciendo, como si tuviera vida, a las demás gomas que todavía quedaban blancas. A los pocos segundos ya no quedaba ni una sola sin tintar.

Mi madre maldecía por lo bajo sobre el desastre que le habían hecho a la tienda después de cerrarla, porque no había sido una simple papelería. Allí hubo algo más, algo que nunca me dijo pero que yo siempre supe.
Entré a la trastienda y vi los altos estantes con cajas, cajones y armarios. Vi unos pinceles capaces de pintar en el aire y crear lo que estabas imaginando. Podía crear una puerta y marcharme de ahí. Los cogí sin hacer mucho ruido para no llamar la atención de mi madre y los guarde en la chaqueta. Encontré un jarrón lleno de polvo y lo cogí recordando que era. Lo abrí con cuidado y me guardé un poco en los bolsillos del pantalón.  Me acerqué a una estantería en la que no había más que material escolar y pedidos que nunca llegaron a recoger. Me agaché y toqué la madera de la parte inferior. Golpeé con cuidado  un lateral mientras con la mano presionaba el otro y poco a poco la madera se salió. La retiré y metí la mano dentro.
Tenía que estar. Debía seguir ahí. Nadie podía haberlo encontrado.
Respiré aliviada cuando toqué la tela. Lo saqué de debajo de la estantería y observé aquella tela roja carmín que envolvía algo muy valioso para mi.  Me dispuse a quitar las cuerdas negras que lo envolvían, cuando oí la voz de mi madre.

-¿Dónde estas?- Preguntó
. Su voz sonó cercana y supe que estaba acercándose a la trastienda. Metí aquello bajo mi camiseta y el pantalón y me aseguré de que la chaqueta lo tapara bien. Entonces me puse en pie y para cuando ella apareció yo estaba mirando en lo alto de los estantes.
-¿Qué estas haciendo? - Preguntó con recelo.
-Busco regalos de navidad.- Contesté cogiendo una muñeca. - ¿Esto le gustará a Maya?
Mi madre me miró extrañada.
-¿Regalos de navidad? ¿Para quién?
-Para la gente. -Continué buscando. Agarré un puzzble para niños y lo aparté junto a la muñeca.
-Esos juguetes y todo lo que hay aquí esta para tirar. 
-Por eso mismo quiero darlos. Antes de que se estropeen del todo quiero dárselo a alguien.
Mi madre soltó una carcajada.
-¿Y a quién se lo vas a dar? No creo que esa muñeca le interesé a ninguna amiga tuya. Además, esta rota. - Dijo marchándose de la trastienda
.

Eso es lo que quería aparentar la propia muñeca.  La miré fijamente y vi como toda la suciedad que tenía encima  desaparecía y volví a recuperar el color rosado en sus mejillas. Una de las trenzas que tenía rota del pelo se arregló como si alguien se la estuviera cosiendo en ese mismo momento y la muñeca movió un poco la cabeza, antes de pasarse las manos por el rostro para quitarse un poquito de polvo de la nariz. Sonrió y se colgó de mi brazo.

-¿Por fin veré a una niña? - Preguntó con voz dulce y suave.
Afirmé con la cabeza y continué buscando.
- Pero no puedes revelarle  que procedes del mundo mágico. Todavía es muy pequeña, solo encárgate de cuidarla y sigue fingiendo ser una muñeca.
Ella asintió y se subió en mi cabeza.
Agarré un sonajero en forma de duende y se los di a la muñeca para que los sostuviese. Al poco rato ya les oía hablar entre ellos.
-¿Espíritu de que?- Preguntó la muñeca.
-Bosque, he dicho bosque.- Dijo una voz que sonaba vieja y sabia.

-Date prisa, vamos a irnos, ya he encontrado las cosas- Dijo mi madre de fondo.
Cogí una manta plegable que se abría y tenía dos grandes arcos que iban de un lado a otro de los cuales colgaban juguetes para bebés. Sobre los arcos había un cochecito rojo que sonaba moviéndose solo.
-¿Qué estas haciendo? ¿Y ese ruido?
El cochecito se quedó inmóvil y se llenó de suciedad por si solo.
Plegué la manta y antes de bajar de los estantes, vi otra muñeca sentada moviendo las piernas al aire.
- ¿No te olvidas de mí? - Preguntó con voz divertida.  Saltó sobre los demás y se empezó a llenar de suciedad.

-Recordad. Nada de mostrar vuestra verdadera forma, nada de moveros por si solos. Solo cuando sea el momento, pero todavía no. Y hasta que no os deje con ellos, debéis parecer juguetes estropeados o él sabrá que seguís vivos. - Todos afirmaron al unisono. - Ya estoy mamá. Podemos irnos.- Dije al salir de la trastienda.



6 comentarios:

  1. Me ha encantado :33 A mi sobrina le va a encantar!!! *///////*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajajaja, que conste que aunque solo nombraba a Maya, miraba regalos para Lila y Gael también eeeh? xD

      Eliminar
  2. Esta historia esta muy chulaaaaaa :3 me ha encantado, es el tipo de historia que animaria a cualquier niño o niña a no perder sus viejos juguetes, que hace ver que en ocasiones bajo el polvo hay más luz que en las cosas nuevas... Como persona a la que siempre le ha gustado guardar las cosas me encanta la historia xi ><

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Me alegro de que te gusté! *W*
      Es a raíz de un sueño, y como tal hay cosas que quedan sueltas y te preguntas ¿qué será eso? ¿Quién será "él"? ...
      Qué podría inventarme en dos segundos un cuentecillo de navidad sobre hadas, elfos,duendes, y todo tipo de criaturas mágicas e ilusiones, pero solo pretendía ser una historia corta, corta, corta, :3

      Eliminar
    2. Es a raiz de un sueño? Mmm interesante... Por qué todos soñáis cosas guays y yo no me acuerdo? T-T muy cierto, quedan incógnitas y con esta historia tienes pie a hacer más historietas y cositas de navidad y eso mola mucho :3

      Eliminar
    3. Claro. Todas las cosas que estén etiquetadas en "Dreamers" son historias que salen a raíz de sueños ^^ (¬¬' Encima que ese apartado está dedicado a ti....jum! )

      Eliminar

Todo comentario es bienvenido. Sin embargo, me reservo el derecho a eliminar aquellos comentarios que sean malintencionados o cuyo único fin sea la autopromoción

Si quieres dejarme un enlace, debes ir a dónde pone Comentar como (debajo de la caja de comentarios) y ahí marcar la opción Nombre/URL De hacerlo de cualquier otra manera, el mensaje será eliminado.

¡COMPARTE!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...